Un incremento mínimo de 20 centavos de sol se necesita para salvar la ganadería lechera nacional

El agravio asciende a medio millón de soles diarios, una suerte de subvención para la gran industria que espera que se agote la producción nacional para importar leche en polvo.

Un incremento mínimo de 20 centavos de sol se necesita para salvar la ganadería lechera nacional

Business Empresarial.- Los pequeños ganaderos del Perú solicitan a la gran industria láctea incrementar, en más de 20 centavos, el precio base de compra de la leche fresca que usa esta última como ingrediente para elaborar productos lácteos de amplio consumo nacional.

Ello porque, durante los últimos seis meses, se ha incrementado en 50% el precio de la soya y maíz a nivel internacional, componentes que son parte de la alimentación ganadera que produce leche. Según la Asociación de Ganaderos Lecheros del Perú (AGALEP), “estamos a horas que ese costo se haga inmanejable, por lo que solicitan a la gran industria láctea incrementar en más de 20 centavos el precio base de compra de leche fresca”.

“Más de 35 mil familias ganaderas, de las cuencas de Arequipa, Ica, Lima, La Libertad, Lambayeque y Cajamarca, producen diariamente 2.5 millones de litros de leche y están por cortar la producción ante el desinterés de la gran industria de comprarle al Perú”, resaltó Clímaco Cárdenas, representante de AGALEP.

Ante la insistencia de la Asociación de Ganaderos Lecheros del Perú, el MINAGRI convocó al Consejo Nacional de la Leche (CONALE). Sin embargo, la industria no asistió demostrando que no quiere buscar soluciones conjuntas a un grave problema que enfrentan miles de familias ganaderas, y viene evadiendo discutir la problemática de los ganaderos.

El problema

Se produce leche en base a forrajes cultivados y concentrados, compuestos mayormente de soya y maíz importados. Estos granos constituyen entre 20% y 40% de los costos totales de producción de leche, y en los últimos 6 meses han subido su precio en más de 50%, incremento que no hemos podido trasladar a nuestro precio de venta fijado unilateralmente por la industria monopólica nacional.

Con una producción diaria dirigida a las grandes Industrias de 2.5 millones de litros de leche diarios, los productores de leche del Perú pierden medio millón de soles diarios. El clamoroso empobrecimiento del sector que alimenta a los niños peruanos, está poniendo en riesgo la seguridad alimentaria nacional. Pronto será inevitable el incremento de los precios al público, porque la industria tendrá que importar más leche ¡a mayor precio que el que paga a los ganaderos peruanos hoy!

La alimentación de millones de niñas y niños peruanos con la proteína más barata que existe y una de las principales fuentes de calcio y vitaminas para evitar la desnutrición infantil se están poniendo en riesgo, muy pronto pasaremos a una DEPENDENCIA alimentaria en Leche al destruirse la matriz productiva nacional, situación que parece no importarle al Gobierno ni a las industrias Lácteas que hicieron sus grandes fortunas en torno a este importante producto nutritivo, LA LECHE.

leave a reply