Economía & Negocios

Plaga amenaza con devastar cultivos de tomate y pimiento en la costa norte, centro y sur del país

Agricultores de tomate y pimiento de Chiclayo, Cañete, Trujillo y otros departamentos se verían afectados por esta plaga. Se estiman pérdidas por 8.5 millones de dólares en caso de no combatir la prodiplosis o caracha, una de las principales plagas de Perú, que afectaría a más de 14 mil de productores de tomate y pimiento. De acuerdo con Syngenta, existe una solución que, incluso, podría controlar las plagas de prodiplosis en estado adulto.

Business Empresarial.- Con el inicio del Fenómeno del Niño, SENASA ha alertado que distintas plagas amenazan la producción agrícola del país. Una de las más devastadoras es la prodiplosis o “caracha”. Esta puede ocasionar pérdidas de rendimiento en hasta el 50% de los sembríos de tomate y pimiento de la costa norte, centro y sur del Perú. Económicamente, podría generar pérdidas por 8.5 millones de dólares a los pequeños y medianos agricultores. Además, el récord mundial de calor, confirmado recientemente por la ONU, podría convertir a esta plaga en potencialmente incontrolable, volviéndose más peligrosa, debido al incremento de temperaturas que la favorecen.

“La prodiplosis es una plaga polífaga que se presenta en los diferentes cultivos y que genera deformidades en los brotes causando, incluso, la muerte de las plantas[i]”, indicó Nill Lara, Representante técnico de Syngenta. “Estas larvas, al desarrollarse en la planta, raspan los brotes y ocasionan distorsiones durante el crecimiento de los cultivos, generando una apariencia de quemadura alrededor del talloi ocasionando su marchitamiento y posterior muerte en ataques intensos. También afecta directamente causando daños a las flores y frutos, reduciendo la producción y la calidad comercial.  Además del tomate y el pimiento, ataca otros cultivos como la papa, la soya, el frijol y el algodón, entre otros[ii]”, añadió el Ingeniero.

Por otro lado, la caracha o Prodiplosis longifila se presenta en épocas del año con elevadas temperaturas y humedad relativa. Un clima como este favorece altamente la reproducción de los adultos y su incremento poblacional. Así, en un clima entre 26 a 28 °C, esta plaga puede volverse potencialmente incontrolable, haciéndose más peligrosa en estas épocas de incremento de temperatura.

Una solución que no deja residuos

 Se conoce que el uso de métodos químicos es efectivo para reducir las poblaciones de plagas. En ese sentido, Syngenta ha desarrollado INCIPIO, un producto único en el mercado con tecnología plinazolin, que permite controlar esta plaga de forma eficaz protegiendo los sembríos y los consumidores. Es el único producto que permite controlar larvas y adultos (la mayoría solo controla larvas), lo que facilitaría intervenir la plaga en ambos estados de desarrollo. INCIPIO, llega al mercado como un especialista en esta plaga difícil. Además, se adecúa como estrategia ideal en el programa de rotación de productos de los agricultores.

Las recomendaciones de uso en la etiqueta están diseñadas para cumplir con residuos menores al límite de cuantificación, lo que permitiría a los agricultores vender sus cultivos a mercados con requerimientos complejos de exportación.

“Con más de 10 años de investigación a nivel global y más de 20 ensayos en campo en Perú, hemos logrado que los agricultores puedan acceder a tecnologías con desarrollos favorables para el medio ambiente y los alimentos, gracias a este nuevo Ingrediente Activo”, aseguró Yovanny Jiménez, Gerente de Syngenta para Perú.

INCIPIO, ha atravesado diversos ensayos en todo el país, y ha demostrado ser efectivo en hasta un 87% en brotes de tomate ya dañados con prodiplosis, y hasta en un 100% en larvas. En cuanto al pimiento, INCIPIO probó ser eficiente en un 83% en brotes ya dañados, y en un 82% en larvas.

Adicionalmente, y con el objetivo de evitar resistencias en el cultivo, INCIPIO puede complementarse en rotación con Elestal Neo, un producto que, gracias a su ambimovilidad en la planta, llega a los lugares más difíciles, controlando cualquier presencia de prodiplosis.

“Para Syngenta, la forma como el agricultor utilice estas tecnologías asegurará un mejor control, pero sobre todo la sostenibilidad de sus cultivos para el futuro”, concluyó el ejecutivo.

Artículos relacionados

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Back to top button