Tecnología

La importancia del planeamiento en infraestructura de redes en la era digital

Desde la planificación hasta la elección del cableado, descubra cómo garantizar una infraestructura de red efectiva en un proyecto empresarial y cómo los cables de cobre Single Pair Ethernet y Categoría 6A se adaptan a las diferentes demandas de datos.

En el mundo actual, donde la conectividad digital es la columna vertebral de la mayoría de las operaciones empresariales y personales, el planeamiento adecuado de la infraestructura de redes se ha convertido en un factor crítico para el éxito de cualquier proyecto. Un experto en el campo, Juan Pablo Borray, gerente de desarrollo de negocios para Panduit Latinoamérica, destaca la importancia de tener claros los objetivos y necesidades de conectividad desde el principio, utilizando ejemplos contundentes para respaldar su argumento.

El ejecutivo compara la planificación de infraestructura de redes con la construcción de un edificio. En ambos casos, es fundamental tener una comprensión sólida de para qué se está construyendo y cómo se utilizarán los recursos. En el contexto empresarial, las redes se vuelven aún más relevantes, ya que sirven como la base de todos los servicios, desde cámaras de seguridad hasta computadoras y controles de acceso.

Asimismo, advierte sobre el peligro de realizar inversiones sin un conocimiento adecuado de lo que se necesita conectar y cómo hacerlo. Un ejemplo es el uso de cables de categoría 6 o 5E para conectar access points en redes inalámbricas. Estos cables, aunque económicos, no son adecuados para soportar el rendimiento necesario en las redes inalámbricas modernas. Esta mala planificación puede resultar en una infraestructura incapaz de manejar la transferencia de datos, lo que a su vez limita la eficacia de la red.

“Cuando se trata de planificar una infraestructura de red efectiva, es esencial tener en cuenta una serie de factores clave que determinarán su éxito. Por ello es importante evaluar cuidadosamente la cantidad de dispositivos y los servicios que se utilizarán en la red, así como la actividad y el rendimiento esperado. Esto incluye no solo computadoras y teléfonos celulares, sino también dispositivos como cámaras de video vigilancia y sensores. Cada uno de estos dispositivos agrega una demanda adicional a la red, por lo que comprender la cantidad y el tipo de dispositivos es clave para la planificación” explica el ejecutivo.

Además, la naturaleza de la actividad de la empresa desempeña un papel crucial en la determinación de los requisitos de conectividad. Por ejemplo, las oficinas gubernamentales o bancos pueden no requerir el mismo nivel de rendimiento y ancho de banda que un laboratorio de diseño o un consultorio médico que realiza telemedicina. El experto subraya que el procesamiento de video en tiempo real, como en el caso de la telemedicina, coloca demandas significativas en la red. La interrupción del video en tiempo real podría afectar la calidad de los servicios, por lo que es esencial garantizar una infraestructura que pueda manejar esta carga.

La elección del cableado de red adecuado es fundamental en cualquier proyecto, y dos tecnologías que surgen con frecuencia en estas discusiones son el Single Pair Ethernet (SPE) y el cable de Categoría 6A. La diferencia física más evidente es que mientras que los cables de Categoría 6A constan de cuatro pares de hilos, el SPE utiliza un solo par de hilos. Esto significa que, en términos de capacidad de transmisión de datos, el SPE generalmente maneja menos información en comparación con un cable de Categoría 6A.

Según Borray, la elección entre estos cables depende de la naturaleza de las aplicaciones y la cantidad de información que se transmitirá. En situaciones donde se requiere una transmisión intensiva de datos, como en un hotel con múltiples salas de conferencias que utilizan sistemas de video en tiempo real, el cable de Categoría 6A es la elección preferida debido a su mayor capacidad de ancho de banda.

Por otro lado, el SPE se destaca en aplicaciones que no requieren una gran cantidad de información constante. Ejemplos incluyen sensores de temperatura o controles de acceso que generan datos de manera intermitente. El SPE es eficaz en estos casos y presenta una ventaja crucial: puede llevar la energía necesaria para alimentar estos dispositivos a través del mismo cable, eliminando la necesidad de baterías o fuentes de energía adicionales.

El ejecutivo también señala que, en proyectos con múltiples sensores, como edificios o plantas industriales, el SPE simplifica la gestión al proporcionar energía y datos a través del mismo cable. Esto evita la necesidad de reemplazar baterías en miles de sensores y simplifica la infraestructura. Además, el SPE permite mayores distancias de transmisión en comparación con los cables de Categoría 5E, 6 o 6A. Mientras que los cables tradicionales tienen una restricción de distancia de 100 metros, el SPE puede conectar dispositivos a distancias de hasta 1.5 kilómetros, lo que lo hace adecuado para aplicaciones que requieren una cobertura extensa.

En conclusión, la elección entre el SPE y el cable de Categoría 6A se basa en la cantidad de datos que se transmitirán, la necesidad de alimentar dispositivos a través del cable y las distancias requeridas. Además, el SPE no es la única tecnología disponible para estas aplicaciones, pero su capacidad de entregar energía a los dispositivos es una característica distintiva. Como siempre, la interoperabilidad con otros fabricantes es crucial, ya que se requieren dispositivos compatibles con SPE para aprovechar al máximo esta tecnología, que está siendo promovida por Panduit y otros líderes de la industria.

Artículos relacionados

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Back to top button