Importancia de las medidas del gobierno en el sostenimiento del sistema financiero

Los programas Reactiva y FAE MYPE ayudaron a contrarrestar los efectos negativos del COVID, generando un crecimiento de más del 8% en la deuda del sistema financiero.

Importancia de las medidas del gobierno en el sostenimiento del sistema financiero

Business Empresarial.- Importancia de las medidas del gobierno en el sostenimiento del sistema financiero.Experian realizó un análisis de la evolución del comportamiento crediticio en nuestro país entre marzo y julio, evaluando la situación de las reprogramaciones de deudas, el número de clientes en el sistema financiero y los programas del Estado que buscan contrarrestar los efectos del COVID-19 en la economía, enfocándose específicamente en el comportamiento de los créditos de consumo.

En primer lugar, se conoce que la deuda en el sistema financiero creció en 8.67% entre marzo y julio del 2020, mientras que la cantidad de clientes en este ámbito se redujo en 4.7%. Sin embargo, es importante resaltar que este sostenimiento de los créditos se ha debido principalmente a los programas de inyección de liquidez Reactiva y FAE MYPE. En mayo, junio y julio los porcentajes de deuda que pertenecen a estos programas son del 6.7%, 8.6% y 11.4%. De otra manera, la cadena de pagos se hubiera roto y estaríamos atravesando por una crisis financiera.

De manera segmentada, se observó que el crecimiento de los créditos viene del lado de las MYPES, cuya deuda creció en 18.64%. Las deudas de las medianas y grandes empresas aumentaron en 27.35% y 22.84%. Esto explica la importancia de los programas desarrollados en favor de las empresas para que puedan acceder a capital de trabajo.

No ocurre lo mismo con los créditos hipotecarios y el crédito de consumo, que disminuyeron en 0.67% y 6.67%. En este caso, la caída se debió a la pérdida de empleo de las personas por la cuarentena, quienes no se arriesgan a solicitar préstamos ante la reducción de sus ingresos y debido a la incertidumbre generada por la pandemia.

Debido a la situación en la que se encuentran las personas y las empresas, el gobierno optó por la reprogramación de las deudas, que en el mes de julio representó el 34.4%. Esto con el objetivo que evitar el deterioro de la clasificación de riesgo de los clientes. De manera específica, se reprogramó el 51.8% de los créditos de consumo, siendo el segundo segmento con mayor reprogramación luego de la pequeña empresa (57.4%).

A finales de septiembre, el Gobierno presentó al Congreso de la República un proyecto de ley de garantía estatal para la reprogramación de créditos, producto de un trabajo conjunto entre el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF), la Superintendencia de Banca y Seguros (SBS), y el Banco Central de Reserva (BCR). Este proyecto fue aprobado en el presente mes por el Congreso y promulgado hace pocos días.

En relación con los créditos de consumo, el programa del Gobierno detalla que para acceder a estos beneficios, la deuda a reprogramar debe ser menor o igual a S/.5 000, teniendo además que ser un crédito en soles, y exigiendo también que el deudor tenga una calificación normal o con problemas potenciales a febrero de 2020.

A cambio, el gobierno ofrece un programa de garantías siempre y cuando las entidades financieras se comprometan en reprogramar los créditos en al menos 6 meses, coordinar periodos de gracia con el cliente, disminuir en 20% la tasa de interés y condonar cuotas luego de que el deudor cumpla con ciertos pagos. Por ejemplo, el gobierno garantizará el saldo insoluto por un 40%, si el deudor pagó la tercera parte de su cronograma de pagos original; y por un 80%, si el deudor pagó las dos terceras partes de su cronograma de pagos original.

Finalmente, aunque vemos cómo el Estado está tomando medidas para contrarrestar el impacto negativo del COVID-19 en la economía de las familias peruanas, esta ley puede tener consecuencias para las micro financieras, ya que al disminuir en 20% la tasa de interés, no podrán solventar sus costos de cara a clientes con alto nivel de riesgo. La medida está enfocada mayormente en buenos pagadores, pero no en clientes con mayor riesgo como los informales.

leave a reply